miércoles, 7 de agosto de 2013

El Romance Guaraní


Ilustración "El Romance Guaraní" para la muestra homenaje a los precursores de la poesía latinoamericana organizada por Muestras Ilustradas en la 23° Feria del Libro Infantil y Juvenil de la Ciudad de Buenos Aires

miércoles, 26 de junio de 2013

Humanidad


martes, 28 de mayo de 2013

Sensación


lunes, 27 de mayo de 2013

domingo, 11 de noviembre de 2012

Buen día!


miércoles, 7 de noviembre de 2012

Casitas


martes, 9 de octubre de 2012

lunes, 8 de octubre de 2012

Fishies



miércoles, 3 de octubre de 2012

Cholita

Cholita suspendida pintada con vino y té


martes, 2 de octubre de 2012

Autoretrato


viernes, 23 de abril de 2010

Hoy...

Tal vez no un amor desesperado, tal vez no un amor desgarrador, tal vez no un amor sumergido en la locura, pero si un amor tibiecito con perfume a hogar...

martes, 8 de septiembre de 2009

Esperar y desesperar



lunes, 4 de mayo de 2009


viernes, 27 de febrero de 2009

Cosquillas



viernes, 13 de febrero de 2009

miércoles, 31 de diciembre de 2008

Rey desmaravillador



Querer... con esa platonicidad que da el olvido...
¿Cómo es que olvidaste la caricia con que una sonrisa mía te llenaba el corazón? ¿Cómo la proximidad de mi mano en tu pelo te hacia estremecer de amor?

No te atrevas a decirme que el pedirme que avance, que siga mi vida es porque me querés... Me encomendas a un futuro amor anónimo como si fuese natural...
¡No lo es!
¡No lo es!
¡No lo es!
Siento que me ves con misericordia paternal... Como quién le explica, enternecido, a un niño desbordado de ilusión, una verdad irrevocable... rompiendo el hechizo..
Siempre me vi llena de colores e ilusiones. Adentro mío hay fantasía y vida...
Crei que había mucha magia entre vos y yo, pero... rey desmaravillador, te empeñas en romper este hechizo...

jueves, 18 de diciembre de 2008

Barrilete


¿Por qué será que ante el más mínimo brillito, ante la luz más chiquitita, me vuelvo a ilusionar?
…Pensando que ese hilito q veo pasar volando puede ser la cola de aquel barrilete que se me escapó de las manos hace un tiempo…

martes, 16 de diciembre de 2008

Sin querer...


¿Cómo es que sin quererlo me encuentro, por momentos, mirándote con una sonrisa gigante, de esas que llenan el alma? Me colmas de cositas tiernas, y graciosas...
Qué lindo que estés dándome esto…

sábado, 13 de diciembre de 2008

Con ojos grandotes...


El mundo se mira con ojos grandotes, asi como que en cada rinconcito descubro un sueño, un pequeño tesoro ante los sentidos que es mi secreto, solo mio, solo mio... Me sorprende, aunque quisá ya lo habia visto un millón de veces, pero hoy lo miro con ojos grandotes por primera vez...

sábado, 29 de noviembre de 2008

Quedarse



Momento de detenerse y relajarse...

viernes, 14 de noviembre de 2008

Princesa


Siempre me gustó que me digas princesa...

La espera


"Yo no se desde dónde, hacia dónde, ni cuando regresarás...
sólo sé que te estaré esperando"

de José Angel Buesa

martes, 11 de noviembre de 2008

Triunfo

Si logro reducirte a una mínima ilusión, a un recuerdo mediocre, a un poema sin adjetivos, habré ganado un poco de libertad y sosiego, porque, así, cuando respire, no me parecerá que en mis pulmones abocas tu oxígeno, ni que en mi corazón la sangre es mía, pero tú provocas el latido.

de Fragmentos..

Ginéz Aronte

martes, 7 de octubre de 2008

Ojalá...

Ojalá que contigo se acabe el amor...
ojalá hallas matado mi última fe...

sábado, 13 de septiembre de 2008

Triptico

sábado, 6 de septiembre de 2008

Decisión


"Mi corazón es mio
y yo provoco el latido"







jueves, 4 de septiembre de 2008

Amor imposible

(...) "...Así como las personas que mueren en la plenitud nos ahorran el recuerdo de su vejez, los amores interrupidos abruptamente siguen y siguen viviendo en nuestro corazón no como brasas agonizantes, sino como horrorosas llamas que queman cada noche...

"...No hay mejor amor que el que nunca ha sido. Los romances que alcanzan a completarse conducen inevitablemente al desengaño, al encono o a la paciencia; los amores incompletos son siempre capullo, son siempre pasión."

Pero dejemos ya a Manuel Mandeb y reflexionemos sobre ese delicado asunto. Es cierto que infinidad de personas decentes viven la módica dicha del amor común y corriente.
Pero el amor imposible, aquél del cual solamente son capaces los Hombres Sensibles de Flores, es el único cabalmente maravilloso y digno de admiración. Ocurre así: un muchacho se enamora de la Mujer Más Hermosa. Desde ese momento, su vida no tiene otro sentido que ese amor. Sin embargo, el hombre sabe que no tiene chance en esa carrera, pues las Mujeres Más Hermosas suelen casarse con otros caballeros, generalmente ricos o buenos mozos o ambas cosas.
Sus buenos amigos le aconsejarán el olvido, pero este hombre ha nacido en Flores y no tiene la menor intención de gambetear el dolor.

Y cada día deja mansamente que la tristeza le invada los huesos y que tiña hasta el último de sus pensamientos. A veces, las distracciones y los mundanos asuntos amenazarán con hacerle olvidar siquiera por un momento su amor y pesadumbre. Pero el hombre reaccionará inmediatamente y se sumergirá otra vez en su propio abismo.
Que nadie se engañe. Este hombre que ríe a carcajadas cuando algún conocido le refiere el cuento de los supositorios, está pensando en su amor imposible.
Y la sangre que hincha sus venas es negra y espesa.

Pero, atención. Este amor que lo hace desgraciado es el que le hace mejor. El ya ha renunciado a la Mujer Más Hermosa. Jamás padecerá decepciones. Su pasión no envejecerá ni se envilecerá. Nadie podrá engañarlo. Y a fuerza de bañarse cada día en el sufrimiento, habrá aprendido el secreto de la resignación.
Los caballeros exitosos no conocerán jamás la verdadera escencia del amor imposible. Ellos jamás juegan su vida a una sola baraja. Con toda prudencia realizan inversiones en uno y otro lugar para compensar con unas las pérdidas ocasionadas por otras.

Pero el amor imposible no es cosa de prudentes, sino de Quijotes. Sólo cuatro veces en doce años vio Alonso Quijano a Aldonza Lorenzo. Jamás cruzaron palabra. Pero eso le bastó para vivir en ella y por ella.Sin esperar recompensa.

Por eso, señores, si acaso atesoran ustedes uno de estos metejones locos, a no arrepentirse. Sigan soñando y esperando lo imposible. Aunque sepamos que nuestras ilusiones no habrán de cumplirse nunca, sigamos acariciándolas. Lo contrario sería - como pensaba Wimpy - confundir una ilusión con un pagaré. Será una larga jornada.

Muchas veces tendremos ganas de contar nuestra pena, pero no podremos hacerlo, para no profanarla. Siempre estaremos solos y tristes, pero no es para tanto. Después de todo, ya se sabe que los únicos paraísos que existen son los paraísos perdidos...

Fragmento de Balada del amor imposible - en "Crónicas del Angel Gris" de Alejandro Dolina

miércoles, 3 de septiembre de 2008

Semilla



En su pequeñez, cada semilla contiene el espíritu del árbol que será después. Cada semilla sabe cómo transformarse en árbol:Cayendo en tierra fértil, absorbiendo los jugos que la alimentan, expandiendo las ramas y el follaje, llenándose de flores y de frutos para poder dar lo que tienen que dar. Cada semilla sabe cómo llegar a ser árbol. Y tantas son las semillas como son los sueños secretos. Dentro de nosotros, innumerables sueños esperan el tiempo de germinar,echar raíces y darse a luz; morir como semillas... para convertirse en árboles.

sábado, 30 de agosto de 2008

Búsqueda

"Cerrar los ojos, respirar profundo y buscarla..."

viernes, 29 de agosto de 2008

Alma desnuda


Soy un alma desnuda en estos versos,
Alma desnuda que angustiada y sola
Va dejando sus pétalos dispersos.

Alma que puede ser una amapola,
Que puede ser un lirio, una violeta,
Un peñasco, una selva y una ola.

Alma que como el viento vaga inquieta
Y ruge cuando está sobre los mares,
Y duerme dulcemente en una grieta.

Alma que adora sobre sus altares,
Dioses que no se bajan a cegarla;
Alma que no conoce valladares.

Alma que fuera fácil dominarla
Con sólo un corazón que se partiera
Para en su sangre cálida regarla.

Alma que cuando está en la primavera
Dice al invierno que demora: vuelve,
Caiga tu nieve sobre la pradera.

Alma que cuando nieva se disuelve
En tristezas, clamando por las rosas
con que la primavera nos envuelve.

Alma que a ratos suelta mariposas
A campo abierto, sin fijar distancia,
Y les dice: libad sobre las cosas.

Alma que ha de morir de una fragancia
De un suspiro, de un verso en que se ruega,
Sin perder, a poderlo, su elegancia.

Alma que nada sabe y todo niega
Y negando lo bueno el bien propicia
Porque es negando como más se entrega.

Alma que suele haber como delicia
Palpar las almas, despreciar la huella,
Y sentir en la mano una caricia.

Alma que siempre disconforme de ella,
Como los vientos vaga, corre y gira;
Alma que sangra y sin cesar delira
Por ser el buque en marcha de la estrella.


(Alfonsina Storni)

jueves, 28 de agosto de 2008

Felicidad


A veces el amor no alcanza....


Ojalá la felicidad volviera a ser el verte, el despertar a tu lado, el jugar a hacernos cosquillas, el llevarte el desayuno a la cama...


pero a veces el amor no alcanza...

martes, 26 de agosto de 2008

Flor

sábado, 23 de agosto de 2008

Huellas


Hay personas que pasan por nuestra vida como si nada; que lo mismo da si hubieran o no estado. Otras que están, y que siempre estarán porque son tan importantes que no se puede prescindir de ellas, porque nos constituyen, porque son parte de quien somos... Pero tambien hay personas que uno sabe bien, muy en el fondo lo sabe, que aparecen en ese momento específico de nuestras vidas por alguna razón y están ahi porque van a tocar puntos clave de nosotros, porque nos van a dejar su huella... para seguir andando el camino...




Huellas

Una pareja venía caminando por la sabana, en el oriente del África, mientras nacía la estación de las lluvias. Aquella mujer y aquel hombre todavía se parecían bastante a los monos, la verdad sea dicha, aunque ya andaban erguidos y no tenían rabo.
Un volcán cercano, ahora llamado Sadiman, estaba echando cenizas por la boca. El cenizal guardó los pasos de la pareja, desde aquel tiempo, a través de todos los tiempos. Bajo el manto gris han quedado, intactas, las huellas. Y esos pies nos dicen, ahora, que aquella Eva y aquel Adán venían caminando juntos, cuando a cierta altura ella se detuvo, se desvió y caminó unos pasos por su cuenta. Después, volvió al camino compartido.
Las huellas humanas más antiguas han dejado la marca de una duda.
Algunos añitos han pasado. La duda sigue.



Eduardo Galeano- Bocas de tiempo

jueves, 21 de agosto de 2008

Recuerdos

Insistiendo con esa manía de dejar los recuerdos sueltos por la casa, los dejo andar… Ojalá vos puedas encapsular los recuerdos. Yo no puedo. Andan por los bordes de mi cuaderno de la facultad, en la cocina mientras pico cebolla, en los viajes en colectivo… Primeros besos, viajes, madrugadas de juegos, llantos, abandonos, desilusiones, mentiras que dicen no ser mentiras pero mienten...

¿y que más puedo hacer que convivir con ellos?

Conservación de los recuerdos

Los famas para conservar sus recuerdos proceden a embalsamarlos en la siguiente forma: Luego de fijado el recuerdo con pelos y señales, lo envuelven de pies a cabeza en una sábana negra y lo colocan parado contra la pared de la sala, con un cartelito que dice: "Excursión a Quilmes", o: "Frank Sinatra". Los cronopios, en cambio, esos seres desordenados y tibios, dejan los recuerdos sueltos por la casa, entre alegres gritos, y ellos andan por el medio y cuando pasa corriendo uno, lo acarician con suavidad y le dicen: "No vayas a lastimarte", y también: "Cuidado con los escalones". Es por eso que las casas de los famas son ordenadas y silenciosas, mientras que en las de los cronopios hay gran bulla y puertas que golpean. Los vecinos se quejan siempre de los cronopios, y los famas mueven la cabeza comprensivamente y van a ver si las etiquetas están todas en su sitio.

De esas cuestiones de olvidar...



Una vez me dijiste que yo era flor y vos cronopio...
...y me pregunto si las flores, tan quietitas ahí, olvidan a los cronopios y si los cronopios olvidan a las flores o si no las olvidan porque juegan, rien con ellas, duermen a su lado y van hacia otra flor para seguir riendo...
De cronopios y flores....
Un cronopio encuentra una flor solitaria en medio de los campos. Primero la va a arrancar, pero piensa que es una crueldad inútil y se pone de rodillas a su lado y juega alegremente con la flor, a saber: le acaricia los pétalos, la sopla para que baile, zumba como una abeja, huele su perfume, y finalmente se acuesta debajo de la flor y se duerme envuelto en una gran paz. La flor piensa: «Es como una flor».
Julio Cortázar

miércoles, 20 de agosto de 2008

Mirarse el ombligo



No creo que un cronopio se mire el ombligo, eso más bién sería tarea de esperanza o de fama. Pero tal vez, tal vez si alguna vez un cronopio se mirara el ombligo hallaria que de ese agujerito inocente afloran, como de la caja de pandora, los más terribles pensamientos, maldades, sentimientos, egoísmos y crueldades...
Por eso... menos mal que los cronopios no nos miramos el ombligo, …muy seguido...

martes, 19 de agosto de 2008

Lo ridiculo del tiempo


Que ridículo es esto del tiempo... Cómo lo vivimos, cómo lo pensamos, cómo lo calculamos... ¿Cuánto es mucho tiempo? ¿Cuánto es poco? ¿Es mucho una hora?¿ Es mucho ocho años? ¿Es mucho un mes, tres meses... mil meses? ¿Cuánto puede uno esperar, cómo se determina la espera? ¿Cuándo se dice ya espere demasiado? ¿Cómo se miden las horas, los días, los minutos prudenciales para los sentimientos? Para que pasen, para que revivan, para olvidar lo malo y ver lo bueno, para apostar al amor o al desamor...



Que ridículo es el tiempo....

Relojes

Un fama tenía un reloj de pared y todas las semanas le daba cuerda CON GRAN CUIDADO. Pasó un cronopio y al verlo se puso a reir, fue a su casa e inventó el reloj-alcachofa o alcaucil, que de una y otra manera puede y debe decirse. El reloj alcaucil de este cronopio es un alcaucil de la gran especie, sujeto por el tallo a un agujero de la pared. Las innumerables hojas del alcaucil marcan la hora presente y además todas las horas, de modo que el cronopio no hace más que sacarle una hoja y ya sabe una hora. Como las va sacando de izquierda a derecha, siempre la hoja da la hora justa, y cada día el cronopio empieza a sacar una nueva vuelta de hojas. Al llegar al corazón el tiempo no puede ya medirse, y en la infinita rosa violeta del centro el cronopio encuentra un gran contento, entonces se la come con aceite, vinagre y sal, y pone otro reloj en el agujero.

Julio Cortázar - en Historias de Cronopios y famas

Azul con mariposa

Que pasa cuando uno siente que aquello que una vez soño se va... y ya es inalcanzable... Ya no podemos seguirlo, ya continuó su camino y nosotros no estamos en él... Sólo nos queda esperar... Esperar y olvidar aquello que se deseó y se quiso con toda el alma pero que ya no está, ni tampoco estará nunca... porque quiere alejarse...
y se aleja...
se aleja...
se aleja...
se aleja...

Necesidad de decir....

Los cronopios van por la vida como quien oye música, como quien baila... Parece que esta vez me tocó un tango y ... hay que saber bailarlo... y cantarlo, cantarlo con toda la pasión que me sale. Abro este espacio para decir... para decir y manifestar...porque a veces las personas a las que queremos hablarle no quieren, no pueden o no saben escuchar... O se niegan a ver... o a sentir...Entonces acá voy a cantar mis colores y pintar mis palabras ante esos seres anónimos que son todos y ninguno a la vez... Asi que lean cronopios, famas y esperanzas...